La Forestal

La Forestal

18 de mayo de 2010

Siega en primavera

Durante esta semana ha llovido mucho y el cesped se encontraba demasiado húmedo. La posibilidad de segarlo, incluso en mojado, debe contemplarse. 

Muchas veces no tenemos tiempo o no coincide el día ideal para que el cesped se corte seco. En estos casos solo unas cuchillas bien afiladas y un buen deflector pueden hacer el trabajo.

Sin ninguna duda el cesped mojado atasca la mayoría de los cortacesped pequeños. No así los de asiento que desarrollan más potencia de corte y la posibilidad de una tobera central de salida que elimine los obstáculos a una hierba que por si sola se pega en cualquier sitio cuando está mojada.

Este corte sería imposible con la cesta recogedora puesta, ya que incluso con toda la potencia del cortacesped de asiento, la salida de aire queda muy mermada por la misma. En estos casos no importa, incluso es conveniente, dejar el corte en el suelo para que abone.





El deflector trasero deja libre la tobera de salida con lo que toda la potencia se usa para liberar el corte.


Hierba cortada después de ocho horas. En el período de una o dos semanas el corte puede desaparecer entre el cesped.




La mayor parte del prado tiene graminea por lo que es imposible que en el jardín prospere al 100% un cesped uniforme.




 La semana ha estado soleada. Estado del corte siete días después.

2 comentarios:

rosa dijo...

Se nota que en esa tierra llueve mucho,es de la unica manera en que se de un verde tan bonito,un prado precioso fores,que lo disfrutes, un saludo.

Fores dijo...

Gracias Rosa. Ya sabes que nuestro trabajo nos cuesta, a los del norte, tener los prados tan verdes. Eso incluye problemas de huesos.
Desde hace unos meses lo disfruto más gracias a vosotros.